Eadweard Muybridge

 


Edward James Muggeridge (1830 – 1904) pionero inglés de la fotografía de movimiento. Es considerado como uno de los precursores de la cinematografía, logró obtener secuencias fotográficas en que se puede analizar el movimiento.

Emigró a Nueva York en 1851 como promotor de libros, en 1855 se mudó a San Francisco y transforma su apellido en Muygridge. Para 1860, regresa a Inglaterra a recuperarse de un accidente y es entonces cuando aprende el proceso de “colodión húmedo” dedicándose a la fotografía profesional. Para 1867 regresa a los Estados Unidos ya escribiendo su apellido como Muybridge, realizando principalmente fotografía de paisaje, incluso aplicando técnicas de fotografía estereoscópica.

Habiendo desarrollado sólidas bases técnicas en Fotografía y un ojo altamente artístico, a su regreso a San Francisco acondiciona un pequeño carruaje como laboratorio fotográfico portátil para poder realizar su trabajo en campo. Una de sus primeras comisiones fotográficas consistió en fotografiar los “Jardines Woodward”, una combinación de parque recreativo, zoológico, acuario y museo que se inauguró en San Francisco, también realizó fotos de paisaje silvestre en el valle del Yosemite, capturando la majestuosidad del “Oeste Americano”.

Muybridge rápidamente obtuvo reconocimiento como fotógrafo y realizó gran cantidad de trabajos fotográficos, para 1868, el gobierno de los Estados Unidos lo comisiona a registrar paisajes de su más reciente estado (Alaska), en 1871 realiza una colección de fotografías de los faros de la costa oeste de los Estados Unidos. Durante la construcción del “San Francisco Mint” (Casa de Moneda de San Francisco) entre 1870 – 1872, realizó una serie fotográfica que muestra el progreso de la construcción del edificio a modo de “time lapse”.

Para 1872 en el Oeste Norteamericano estaba en boga la discusión respecto a si en algún momento del trote de un caballo, ninguna de las patas de éste tocaría el suelo. Dado que la rapidez con la que se desarrolla este movimiento es imperceptible en detalle para el ojo humano, esto no podía comprobarse a simple vista, lo que generó grupos de partidarios en contra y otros a favor de dicha teoría. Uno de los partidarios a favor de dicha teoría era el exgobernador de California Leland Stanford (1824 – 1893), propietario de caballos de carreras y amigo de Muybridge, Stanford le comentó respecto a esta discusión y decidieron intentar poner fin a la interrogante.

Muybridge diseña un experimento fotográfico para tal fin, para lo cual, coloca en línea doce cámaras fotográficas, cada una de las cuales conectaba el obturador con un cordón que atravesaba una pista por la que correría un caballo, éste al golpear los cordones, provocaría el disparo de la cámara respectiva, con lo que se lograría una secuencia fotográfica fraccionando la acción del movimiento en cada toma y por supuesto en alguna de las tomas logró capturar el momento en que ninguna de las patas del caballo a galope toca el suelo.

Muybridge sin embargo no quedó muy satisfecho con el proceso, por lo que decide continuar experimentando tanto con la disposición de las cámaras y procesos fotográficos, de esta manera para 1880, la Universidad de Pensilvania patrocina a Muybridge con la intención de estudiar el movimiento de diversos organismos.

Muybridge mejoró su sistema, reemplazando los cordones con mecanismos de relojería hasta dispositivos eléctricos para accionar los obturadores de las cámaras. Las secuencias fotográficas se mostraban de modo lineal (una tras otra) en algún momento cerca de 1880, diseña el “zoopraxiscopio”, para lo cual solicita a algún artista copiar las siluetas de los sujetos fotografiados e incluirlos en el interior de un cilindro, de modo que, al girarlo y observar las siluetas, se genera la sensación de imagen en movimiento, razón por la que se le considera como el precursor del proyector cinematográfico.

Otro pionero de la fotografía de movimiento fue Étienne Jules Marey (1830 – 1904), aunque no existe real consenso entre los autores sobre la influencia de uno sobre el otro, el hecho es que ambos conocían el trabajo del otro, sin embargo, el método utilizado para registrar fotográficamente cada suceso dentro del movimiento fue distinto, mientras que Marey lo registraba utilizando sólo una cámara, Muybridge utilizaba varias cámaras sincronizadas.

 

Referencias:

  • Beaumont, N. (1986). The History of Photography from 1839 to the Present. Londres: Secker and Warburg.
  • Frizot, M. (1998). A New History of Photography. Alemania: Könemann.
  • Lankester, E. (1889). The Muybridge Photographs. Nature, 40 (1021), 78.
  • Leggat, R. (1995). A History of Photography; from its beginnings till the 1920s. Recuperado de: http://www.mpritchard.com/photohistory/
  • Muybridge, E. (1889) Animals in Motion; Londres: William Clowes And Sons, Ltd.

 

 

Sir David Brewster

 


Sir David Brewster (1781 – 1868) físico escocés reconocido por sus trabajos en el campo de la óptica. Hijo de familia económicamente acomodada, ingresó a la Universidad de Edimburgo a los doce años donde realizó estudios de farmacéutico y se formó como ministro de la Iglesia Anglicana. Pionero en el campo fotográfico inventa la técnica de fotografía estereoscópica.

Su interés por la ciencia lo motivó a investigar en el campo de la óptica, descubrió la relación matemática entre el ángulo de polarización de la luz y el índice de refracción del material refractante, expresión que actualmente se conoce como la “Ley de Brewster”. En 1816, dado su interés en el campo de la óptica y al estudio de los colores, inventó el caleidoscopio, durante su vida escribió alrededor de 300 artículos científicos.

Entusiasta divulgador de la ciencia escribió infinidad de artículos relacionados con sucesos y personajes de la ciencia, principalmente para las Enciclopedias Británica y de Edimburgo. Admirador de los trabajos de Isaac Newton (1643 – 1727), estudió ampliamente sus trabajos e inclusive, en 1855, escribió lo que actualmente se considera una de las más completas biografías «Memorias de la vida, escritos, y descubrimientos de Sir Isaac Newton«.

En 1838 Charles Wheatstone (1802 – 1875), presenta ante la Royal Society, su diseño de un aparato estereoscópico, un aparato que permitía observar un par de dibujos creando la sensación de tridimensionalidad. El estereoscopio, cuya palabra proviene de las palabras griegas στερος (sólido) y σκοπω (ver), se refiere, en palabras de Brewster (1856):

“A un moderno instrumento óptico para representar, en aparente relieve, todos los objetos y grupos o combinaciones de objetos, uniendo en una sola imagen dos planos de representación de dichos objetos como son vistos por cada ojo de manera individual”.

Brewster amigo cercano de William Henry Fox Talbot (1800 – 1877) inventor del proceso de Calotipia, mostró sus primeros trabajos sobre este proceso a Brewster, quien prontamente se interesó en ese proceso incluso llegando a formar el “Club de Calotipia de Edimburgo” en 1843.

Brewster rápidamente se interesó en el estereoscopio incluso mejorando los diseños anteriores con su diseño del “estereoscopio lenticular”, mas aún, rápidamente concluyó que el proceso fotográfico podría aplicarse como una herramienta que proveería de infinidad de aplicaciones al estereoscopio, tal como puede desprenderse de sus palabras:

“Nunca se ha propuesto aplicar el estereoscopio de reflexión al retrato o a la escultura, de hecho, para ningún fin útil; pero era muy obvio, después del descubrimiento de los Daguerrotipos y Talbotipos, que las imágenes binoculares podrían ser registrados con tal precisión como para representar en relieve, tanto de personas vivas, edificios, paisajes y cualquier variedad de esculturas…”


Para 1849, Brewster diseñó una cámara binocular con la que se podían obtener los “pares estereoscópicos” que posteriormente se podían observar en el estereoscopio brindando una sensación de imágenes con relieve, tal fue el éxito de la fotografía estereoscópica al presentarse en la “Great Exhibition of 1851”, que la reina Victoria mostró un gran interés por dicha técnica, lo que, en palabras de Brewster (1856);

“la demanda, de cualquier modo, fue tan elevada que ópticos de todo tipo se dedicaron a la construcción del instrumento, y fotógrafos, tanto de daguerrotipia, como de talbotipia descubrieron una rama por demás lucrativa de su profesión, obtener imágenes para ser observadas en el estereoscopio”.

Brewster adaptó su diseño del estereoscopio al microscopio, lo que permitió la observación binocular por parte del microscopista, diseño utilizado hasta la actualidad, la fotografía estereoscópica es una técnica muy utilizada en la actualidad sobre todo en aplicaciones de fotogrametría aérea. Las imágenes obtenidas por este medio son lo que actualmente describiríamos como imágenes tridimensionales (3D), de hecho, el paradigma presentado por la cámara estereoscópica es el origen del cine y video 3D.

Referencias:

  • Adams, G. (2003). Um Balanço Bibliográfico e de Fontes da Estereoscopia. Anais do Museu Paulista, 6(7). p. 207.
  • Beaumont, N. (1986). The History of Photography from 1839 to the Present. Londres: Secker and Warburg.
  • Brewster, D. (1856). The stereoscope, its history, theory and construction. Londres: John Murray.
  • Frizot, M. (1998). A New History of Photography. Alemania: Könemann.
  • Leggat, R. (1995). A History of Photography; from its beginnings till the 1920s. Recuperado de: http://www.mpritchard.com/photohistory/
  • Varios (1979) Enciclopedia Práctica de Fotografía. Barcelona: Ed. Salvat.

 

Étienne Jules Marey

 


 

Étienne Jules Marey (1830 – 1904) médico fisiólogo francés, pionero de la fotografía de movimiento. Es considerado como uno de los precursores de la cinematografía, ya que logró obtener series de fotografías por segundo.

Su trabajo en el área médica inició por el estudio de la circulación sanguínea, y prosiguió con el ritmo cardiaco. Su meta primordial era obtener datos precisos para analizar el comportamiento de dicho fenómeno, para lograr obtener estos datos colaboró en la mejora del esfigmógrafo, un aparato precursor del actual esfigmomanómetro. También realizó estudios sobre el cólera y fisiología en general.

Su interés sobre el estudio del movimiento animal le llevó al estudio del vuelo de las aves, para lo cual utilizó una variedad de técnicas, lo que conllevó al invento de la técnica  cronofotográfica. El ojo humano por sí sólo no es capaz de captar con todo detalle lo que sucede con los objetos en movimiento dada la rapidez del fenómeno, Marey consideró entonces que si fuera posible “captar” esta acción en porciones del tiempo se podría entonces contar con una secuencia de imágenes, que mostrarían lo que sucede durante la acción del movimiento, es decir fraccionando la acción en porciones de tiempo.

 

Fusil fotográfico, Nature (1882).

Para lograr lo anterior Marey intentó diversas técnicas, hasta que en 1861 inventa el “fusil fotográfico”, considerado por diversos autores como la primera cámara cinematográfica. Esta cámara posee en su interior una placa de vidrio sensibilizada y un obturador conformado por un disco con una apertura, al frente de dicha placa, al accionar el disparador, tanto la placa de vidrio, como el obturador giran permitiendo captar una secuencia fotográfica, en este modelo inicial, Marey era capaz de capturar doce imágenes por segundo.

De esta manera, cada una de esas doce imágenes, muestran lo que sucede en una fracción de segundo, con lo que permite analizar con detalle lo que sucede a lo largo del suceso. Cabe hacer mención que en la actualidad el cine logra brindarnos la sensación de movimiento al capturar y proyectar alrededor de los veinticuatro cuadros por segundo.

Otro pionero de la fotografía de movimiento fue Eadweard Muybridge (1830 – 1904), aunque no existe real consenso entre los autores sobre la influencia de uno sobre el otro, lo que sí parece un hecho es que mientras que para Marey la técnica fotográfica debiera proporcionar datos exactos para el estudio del movimiento, para Muybridge la precisión de los datos pasaba a un plano secundario, lo importante era meramente proporcionar el registro gráfico del movimiento.

 Marey, “The Running Lion Tamer” (1886).

En el laboratorio de Marey él y sus discípulos utilizaron la denominada técnica “Quénu” que consiste en colocar líneas y pequeñas esferas brillantes sobre los sujetos fotográficos, a modo de marcadores que permiten un estudio más fino del movimiento del sujeto, este método es precursor a la técnica Mocap (Motion capture) utilizada actualmente con fines de animación digital.

Para 1894, Marey construyó cámaras capaces de capturar hasta setecientos fotogramas por segundo y dedicó los últimos años de su trabajo al estudio del movimiento del aire con propósitos en aerodinámica. Marey fundó en París el Instituto que hasta la fecha lleva su nombre, actualmente funciona con fondos del gobierno francés y continúa la investigación de la fotografía de objetos en movimiento.

Referencias:

  • Beaumont, N. (1986). The History of Photography from 1839 to the Present. Londres: Secker and Warburg.
  • Frizot, M. (1998). A New History of Photography. Alemania: Könemann.
  • Leggat, R. (1995). A History of Photography; from its beginnings till the 1920s. Recuperado de: http://www.mpritchard.com/photohistory/
  • Marey J. (1892). Chronophotography, or photography as applied to moving objects. Nature, 45 (1158), 228.